Altavoces activos o autoamplificados y pasivos, ¿dónde usarlos?

Altavoces autoamplificados

A la hora de escuchar los juegos, música o películas, entre otros contenidos, tenemos varias opciones, desde auriculares, hasta altavoces de gran tamaño. Aquí dependerá de las necesidades de cada momento o de la cantidad de gente a la que queremos hacer llegar el sonido. En el caso de necesitar una potencia extra, tenemos los altavoces autoamplificados, los cuales, nos darán una mayor potencia sonora.

Pero antes, ¿qué son los altavoces autoamplificados? En cuanto a altavoces se refiere, los podemos encontrar de 2 tipos: activos y pasivos. La principal diferencia que hay entre ellos, es que los activos cuentan con una tarjeta de sonido integrada en ellos. El altavoz autoamplificado, cuenta con una caja donde tiene el amplificador y el altavoz, con lo que, trata y amplifica el sonido él solo, para reproducirlo por el propio altavoz.

Sin embargo, los altavoces pasivos, necesitarán de una tarjeta de sonido externa para hacerlos funcionar correctamente, teniendo que darle la señal ya tratada, ya sea por una mesa de mezclas o amplificador independiente, para que sea reproducida por los altavoces.

Cuándo usar altavoces autoamplificados

Después de ver las principales diferencias entre los altavoces activos y pasivos, nos surge la duda, de cuándo necesitamos usar un tipo u otro. Los altavoces activos, nos dan una solución todo en uno, más fácil de usar, lo que los hace perfectos para usarlos como monitores de estudio, o para reproducción de música o DJ.

Con altavoces autoamplificados no tendremos que usar amplificadores externos, tan solo hará falta conectar la fuente de sonido. Además, ocuparemos un menor espacio que con los altavoces pasivos, ya que éstos necesitan un previo aparte; junto a un menor uso de cable, al estar todo integrado en el mismo equipo.

Aunque nos puedan parecer más caros de primeras, tendremos que tener en cuenta que, como dijimos, no necesitaremos comprar un amplificador externo, reduciendo el coste de todo el conjunto.

Un punto a tener en cuenta, es que necesitaremos de un aporte de corriente para que la tarjeta de sonido integrada en el mismo funcione.

Cuándo usar altavoces pasivos

Los altavoces pasivos tienen algunas ventajas frente a los autoamplificados, usándose en equipos Hi-Fi, con pantallas que acompañan a cabezal de guitarra eléctrica o en situaciones donde se hace difícil cambiar los altavoces, como puede ser una sala de música.

Nos permiten cambiar el sonido sin tener que cambiar los altavoces, solo cambiando el amplificador o previo que usemos por uno mejor.

También son más ligeros y con un tamaño reducido, con lo que, el traslado de los mismos será más fácil, aunque también tendremos que llevar el amplificador y los altavoces.

El precio es otro punto interesante, aunque, necesitaremos comprar un amplificador para poder usarlos.

Como podéis ver, tenemos diferentes opciones según las necesidades de cada uno, donde los altavoces autoamplificados nos ayudarán a tener un sonido de calidad, fácil de instalar y usar.

En webs como Masquesonido, encontraremos una amplia gama con diferentes potencias y acabados de altavoces autoamplificados o activos, permitiendo elegir el mejor para el uso que le vayamos a dar, ya sea para el ámbito doméstico, donde los podemos usar para amenizar una fiesta, o un uso más profesional, como en conciertos o eventos.

Altavoces activos o autoamplificados y pasivos, ¿dónde usarlos?
Nombre del artículo
Altavoces activos o autoamplificados y pasivos, ¿dónde usarlos?
Descripción
Hoy os traemos los altavoces activos o autoamplificados y pasivos, donde veremos las diferencias y donde usar cada uno de ellos
Autor
Web
Hardmaniacos
Logo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.