Novedades y cambios del nuevo Windows 11

Windows 11

El Windows 11 ya está aquí, con nuevos cambios y actualizaciones, sobre todo en el diseño en general y diferente al que nos hemos acostumbrado tantos años. Desde Microsoft, pretendieron hacer un Windows 11 distinto visualmente, y se ve que lo han conseguido. Uno de estos cambios, viene de su menú de inicio, el cual, deja de estar a un lado de la barra de inicio para encontrarlo justo en el centro del mismo.

Como podemos apreciar en la imagen superior, no solo se ha movido a la parte central, sino que también han renovado el diseño del logo de Windows y el de las aplicaciones que solemos tener ancladas en esta barra inferior. En un primer vistazo, nos va a recordar al Dock de macOS, siendo uno de los cambios que veremos a primera vista.

Un cambio reversible, ya que, clicando con el botón derecho del ratón en la barra de tareas, tendremos la posibilidad de entrar en la configuración de la misma. La cual, nos permitirá volver a poner los iconos en la parte izquierda del mismo, algo que mucha gente agradecerá al estar acostumbrada desde hace años.

Además, en este menú, es que, al pulsar en el botón de inicio, no está pegado a la propia barra, quedando flotante encima de este. Otro cambio sutil, lo encontramos en las esquinas de este menú, las cuales está redondeadas y la desaparición de las baldosas animadas que aparecieron con el Windows 8. Cambiadas por iconos que nos darán accesos directos a las aplicaciones que hemos usado con más regularidad, como si de un acceso directo se tratase.

En su parte inferior, apreciamos los archivos más recientes que hayamos creado o editado, los cuales, podremos seguir usando si así lo necesitamos. Algo que puede ser útil en el caso de estar trabajando un proyecto, ahí tendremos todo lo que en él estamos usando.

Los iconos también cambian, como podemos ver en algunas de las imágenes de este nuevo sistema, observamos un cambio sustancial, no solo en el logo de Windows, que pasa a ser redondeado en las esquinas y sin perspectiva, sino que también en lo que a iconos se refiere. Tanto en los iconos de aplicaciones como en carpetas clásicas como las de documentos, imágenes, descargas o vídeos, entre otras.

Algo que mejora enormemente, es la posibilidad de cambiar la disposición de las ventanas, las cuales, gracias a los «Snap Layouts«, nos permitirán colocarlas en las posiciones que mejor se nos adapten. De esta forma, tendremos el reparto del área de trabajo mucho más ordenado, a la vez que las podremos cambiar de sitio en pocos segundos.

Incluso, gracias a los «Snap Groups«, nos permitirán guardar condfiguraciones de ventanas, para que solo sea iniciar cada una y que se coloquen como las teníamos prefijadas, de esta forma, el seguir con un determinado proyecto o trabajo es mucho más fácil y rápido.

Incluso en el caso de usar varios monitores, ya que, podremos adaptar el ritmo de trabajo a cada entorno que tengamos o si aumentamos o quitamos algún monitor. Por ejemplo, si llevamos el portátil a la oficina y lo conectamos a los monitores que allí tenemos, en pocos segundos, estaremos trabajando a pleno rendimiento, como si no quitásemos el portátil de allí.

Junto a estas dos funciones, también tenemos la posibilidad de tener más escritorios virtuales, los cuales, junto a las dos funciones ya vistas, hacen que el Windows 11 esté muy bien adaptado a los diferentes entornos de trabajo que podamos tener en el día a día.

Además, la integración de Teams, es total, con ella, podemos usar de forma nativa la propia plataforma de mensajería y vídeoconferencias desde la propia instalación del sistema operativo. Algo que, para los usuarios de Skype, verán como queda en segundo plano.

Para los que les gusta estar enterados de lo que está pasando a cada momento, tendremos los Windows Widgets, el cual es un feed de noticias gestionado por inteligencia artificial, la cual, nos sugerirá contenidos según las preferencias que tengamos y la propia experiencia de uso.

Los usuarios que tengan una pantalla tácil, verán como, se potencia esta funcionalidad con tecnología háptica, la cual, responde a ciertas pulsaciones táctiles, o los trazos que podamos hacer con un stylus. Incluso, el poder usar un teclado virtual o por voz.

Cambios en las actualizaciones, 1 anual

Como es de costumbre, en cada Windows que sale y con el paso del tiempo se van actualizando funciones, características o posibles problemas que antes no se conocían. Por ello, desde Microsoft nos traen unos cambios en este aspecto en cuanto al ritmo y tamaño de actualizaciones se refiere.

Ahora pasamos de tener 2 actualizaciones anuales a solo 1 anual, esto nos brindará mejoras en cuanto a la estabilidad del sistema se refiere, evitando posibles fallos que puedan surgir al realizar la gran actualización. También han comentado, que las actualizaciones periódicas, ocuparán hasta un 40% menos, los que se traducirán en ahorros en tiempo de descarga y en la posterior instalación de las mismas.

Cada actualización anual, se prevee que se realice en la segunda mitad del año, algo que también está haciendo por parte de Apple, que cambia de versión 1 vez al año del SO macOS.

Mejoras de rendimiento en juegos

Entrando en el terreno de los juegos, tendremos innovaciones como el soporte de Auto HDR, una aparición que ya llegó en las consolas y que ahora irrumpe en Windows 11. Esta mejora, la notaremos en el rango dinámico, que mejorarán la experiencia visual.

La DirectStorage API, permitirá la carga de recursos mucho más rápido, algo que ya pudimos ver en la Xbox Series X. Con ello, los mundos abiertos serán mucho más espectaculares, además, gracias a la propia integración de la aplicación de Xbox, nos permitirá usar el Game Pass y el xCloud en todo el ecosistema de Microsoft.

Otra de las incorporaciones, es la posibilidad de usar otras pasarelas de pago y app Android. Desde la propia Microsoft Store, quieren facilitar el uso de este nuevo sistema de distribución de software, permitiendo la integración de sus propias pasarelas de pago.

Los desarrolladores, podrán recibir el 100% de lo que generen sus aplicaciones, ya sea desde la propia plataforma de pago de Microsoft, como de otras. Según esto, y dependiendo de las otras plataformas, los creadores podrán ganar todo lo que venda su aplicación. Además, tenemos el rediseño de la misma, que mejora la clasificación y el acceso que hacemos a las diferentes aplicaciones.

Junto a esto, también llega el soporte nativo de aplicaciones Android, con lo que, ya no tendremos que utilizar emuladores Android para hacer correr una aplicación nativa de Android en nuestros ordenadores. Con Windows 11 será posible. Aunque, habrá que ver, que tal funciona esta integración, la cual, es una competencia directa a Chrome OS, el cual, ofrece esta opción desde hace tiempo.

Requisitos de instalación de Windows 11

Por último, os traemos los requisitos que tendremos que cumplir para poder instalar este Windows 11 en nuestros equipos. Aunque estos no se hayan visto en la presentación, podemos ver en la propia web de Microsoft, cuales son. Los más importantes son:

  • Tener un procesador de más de 1GHz y de doble núcleo y de 64bits
  • 4 GB de memoria RAM
  • 64GB de almacenamiento
  • Tarjeta gráfica compatible con DiretX 12
  • Pantalla de más de 9 pulgadas con resolución de 720p
  • Conexión a internet durante la instalación
  • Contar con TPM 2.0

Como podemos apreciar, no tendremos soporte para sistemas de 32bits, aunque desde hace años los procesadores ya tienen soporte para ambos sistemas, es algo a tener en cuenta a la hora de instalar este sistema operativo en ordenadores actuales que pueden no ser compatibles.

Además, la necesidad de tener internet a la hora de instalar Windows 11 para usar o crear una cuenta de Microsoft será una realidad. Por lo que, podremos descartar la opción de crear cuentas locales para usar este sistema operativo.

Otra de las posibles limitaciones que podemos tener, es la necesidad de contar con TPM 2.0, el cual, está pensado en garantizar la seguridad del hardware mediante claves criptográficas. Este componente, suele estar incorporado en los equipos de PC y portátiles de los últimos años, pero no quita, que el nuestro no tenga dicha función.

Aunque se ha dicho, por lo menos en la versión filtrada de Windows 11, que es un requisito que se puede esquivar, decir que en la versión final, puede que el sistema para no necesitar esta característica, no sea posible esquivarlo.

Por ello, desde Microsoft, han sacado una aplicación para ver si nuestro equipo es compatible con Windows 11 o no. La cual, podréis descargar desde el apartado que vemos arriba de la web de Microsoft o directamente desde este link, y en pocos pasos la tendremos instalada y podremos verificar si podremos beneficiarnos de Windows 11 o tendremos que adquirir un nuevo equipo. Además de ver todas las especificaciones aquí.

Disponibilidad de Windows 11

La gran pregunta que todos nos hacemos, es cuándo podremos usar y disfrutar de esta nueva versión del sistema operativo de Microsoft. Pues bien, aunque hayan salido algunas versiones filtradas, veremos cómo aparecerá una actualización gratuita en los PCs que tenga Windows 10 a partir de las próximas Navidades.

Aunque si somos uno de los miembros del programa Windows Insider Program, tendremos la posibilidad de descargar e instalar esa versión en nuestros equipos, lo que permitirá, gracias a sus comentarios, el mejorar el sistema antes del propio lanzamiento para el resto de usuarios.

Fuente: Microsoft

Novedades y cambios del nuevo Windows 11
Nombre del artículo
Novedades y cambios del nuevo Windows 11
Descripción
Hoy os traemos las novedades y cambios más destacadas del nuevo Windows 11 que llegará muy pronto a todos nosotros
Autor
Web
Hardmaniacos
Logo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.