Review Teclado Krom Kaleido + Ratón

teclado krom kaleido, portada

Hola Hardmaniacos, hoy os traemos un combo de teclado y ratón, más concretamente la review del Teclado Krom Kaleido, el cual, nos viene con un ratón, todo por el mismo precio. Además, este teclado, cuenta con iluminación RGB, para tener un completo set gaming por muy poco dinero.
Quedaros hasta el final de la review, donde veremos todas las características y funciones, así como los pros y contras que le vemos a este gran conjunto.

Presentación

La marca Krom se caracteriza por tener productos con una buena relación calidad-precio, dedicados principalmente para el mundo gaming. Perfectos para iniciarse o, si no queremos gastar mucho en nuestros periféricos pero nos gusta contar con un set gaming. El abanico de productos es muy variado, donde encontramos auriculares, mandos o, como en este caso, teclados y ratones.

En esta ocasión, probaremos el Teclado Krom Kaleido, el cual nos viene con un ratón, todo ello en el mismo conjunto. Sin más, comenzamos viendo las características de este pack.

Características Teclado Krom Kaleido
  • MARCA: Krom
  • MODELO: Kaleido
  • TIPO: Semimecánico (mecánico + membrana)
  • NúMERO DE TECLAS: 105
  • MEDIDAS: 445 x 155 x 43 mm
  • PESO: 820 gramos
  • CONECTIVIDAD: USB
  • SENSOR RATóN: Óptico A3050
  • RESOLUCIóN DPI: 500
    1000
    2000
    4000
  • BOTONES: 8
  • LONGITUD CABLE: 1,6 metros
  • DIMENSIONES: 125 x 67 x 36 mm
  • PESO: 139 gramos
  • CONTENIDO DEL PAQUETE: Teclado
    Ratón
    Guía de instalación

Donde comprar Teclado Krom Kaleido (+ratón)

Este pack de teclado + ratón Kaleido lo podremos conseguir en tiendas físicas de electrónica y periféricos o también en Amazon, PCcomponentes o eBay, a un precio aproximado de 50€ según la tienda.

Contenido y Embalaje

El teclado y ratón Kaleido viene dentro de una caja de cartón, bastante fina, en la que podemos ver en la tapa, la imagen de ambos componentes junto algunas funciones y el logo de Krom.

En la parte de atrás, tenemos el resto de características, indicadas en un dibujo de cada componente y un número, con una breve descripción de las funciones. Además de un pequeño explicativo junto a las especificaciones.

Abrimos la caja y nos encontramos al teclado envuelto en una espuma protectora, junto al ratón dentro de un plástico.

Una vez retirados de la caja, vemos que debajo del teclado, está la guía de inicio rápido, donde nos ayudará a configurar el teclado Kaleido.

Conectividad y Pruebas Krom Kaleido

Pasamos a ver cada componente en detalle. Comenzando por el teclado, podemos ver que es rectangular, con un bloque numérico a la derecha del mismo y de pequeño tamaño.

Por la parte de atrás, tenemos un pequeño reborde, donde se sitúan las patas de elevación, las cuales solo se pueden extender y recoger. En el centro, tenemos una pegatina donde informa del nombre y la página web donde podremos encontrar más documentación.

Visto el teclado de perfil, apreciamos una pequeña inclinación, la cual nos facilita la escritura. Si retiramos las teclas, apreciamos que cuenta con la parte inferior de color blanco, y los switches semimecánicos de color azul.


En cuanto al cable, éste tiene una buena longitud y es enmallado, con un filtro anti parásitos cerca del conector USB, el cual tiene una forma para agarrarlo mejor.

Como podemos apreciar, por la parte de atrás sale el cable cerca de un lateral, y en el otro, tiene un hueco donde pone el nombre de KROM en grande.

Una vez conectado al ordenador y sin configurarlo, vemos como se ilumina en RGB con un movimiento lateral.

Dicha iluminación la podremos configurar desde el propio teclado. Pulsando las teclas FN y un número del 1 al 9, cambiaremos el modo de iluminación. Si pulsamos varias veces en el mismo número, podremos cambiar, según el caso, el color de ese modo en concreto.
Para usar las teclas multimedia, también tendremos que usar la combinación de teclas FN + la tecla multimedia correspondiente, las cuales están desde la F1 hasta la F12.

Sin embargo, echamos en falta es que tenga un programa para configurarla mejor y que, al desconectar el teclado de la corriente, se mantenga el modo que teníamos previamente configurado.
Ahora es el turno del ratón, el cual tiene forma ambidiestra, a excepción de dos botones que están en uno de sus laterales. Es de color negro mate, con la parte superior curvada de atrás adelante.

Cuenta con un botón en la parte superior, encima de la rueda de desplazamiento y los dos botones de clicar.

En el lateral izquierdo, encontramos dos botones extra, de avance y retroceso. Mientras que el lateral derecho es liso.


En la parte inferior, tenemos el sensor óptico en el centro, junto a 3 superficies deslizantes y una pegatina con el nombre y la página web para más información.

El cable, es similar al del teclado, enmallado, de buena longitud y con filtro de ferrita.

En cuanto a la iluminación, podemos ver que, pulsando en el botón superior, cambiaremos el valor del DPI, y con ello, también el color de la iluminación. La cual, la tenemos en 5 colores, rojo, azul oscuro, verde, naranja y azul claro.


También echamos en falta, algún programa que nos permita configurar algo mejor el ratón, ya sea en el valor del DPI o en las funciones de las teclas.

Después de ver cada componente por separado, y la iluminación de ambos, procedemos a probarlos en el siguiente equipo de pruebas, el cual, está compuesto por: placa base Gigabyte GA-AB350M-D3H, procesador AMD Ryzen 7 1700, refrigeración líquida Corsair H60, memoria RAM HyperX Fury DDR4 de 8GB, SSD Kingston SSD M.2 240GB, fuente de alimentación Scutum 750M de Nfortec, y torre Nox Hummer TGS.

Equipo de Pruebas Hardmaníacos
  • PROCESADOR: AMD Ryzen 7 1700
  • PLACA BASE: Gigabyte GA-AB350M-D3H
  • DISIPADOR: Corsair H60
  • SSD: Kingston M.2 240GB
  • RAM: HyperX Fury DDR4 8GB
  • FUENTE: Scutum 750M
  • TORRE: Nox Hummer TGS

En las pruebas, hemos usado el teclado y ratón Kaleido en diferentes entornos, como ofimática, escritura o juegos. En escritura, notamos que, al ser algo elevado, nos cuesta algo más el poder escribir rápido, teniendo que adaptarnos un poco a la nueva posición. Mejoraría algo que trajera un pequeño reposa manos, para evitar tenerlas muy forzadas y que nos terminen doliendo por la posición.

Por otra parte, la retroiluminación de las teclas, se nota más en el contorno de las mismas, siendo muy sutil en el interior de la misma. Aun así, se llegan a ver bien, dependiendo un poco del color y modo que elijamos.
A continuación, os dejamos una partida en el juego Fortnite.

En los juegos, notamos que las acciones son rápidas en todo momento, tanto con el ratón como con el teclado. Además, el teclado cuenta con el bloqueo de la tecla de Windows en las partidas, para evitar que, por accidente, nos salgamos del juego. Echamos en falta el reposamuñecas, que nos facilitaría la postura de las manos para poder estar largas horas jugando.
En cuanto al ghosting, comprobamos que podremos pulsar de 6 a 10 teclas, detectando todas las pulsaciones, dependiendo un poco de la combinación de las mismas.

Y en cuanto al ratón, vemos que se mueve perfectamente en cualquier superficie, con movimientos suaves y precisos. Además, es bastante ergonómico, con la superficie suave en toda la parte superior. Los botones del lateral, funcionan bien, aunque, dependiendo del programa que usemos, los podremos configurar para que realicen alguna acción o no.
Para finalizar, tenemos la rueda de desplazamiento con una superficie engomada que mejora el agarre de la misma y su manipulación. En la parte de arriba, encontramos el botón de cambio de DPI, con el que nos permitirá seleccionar el que mejor son convenga en cada caso.

Conclusión

Después de haber analizado y probado el teclado Krom Kaleido, podemos decir que se trata de un buen teclado, el cual simula muy bien las teclas mecánicas, teniendo el sonido y sensación de pulsación rápida en todo momento, con acciones rápidas y precisas. Además de poder configurarlo desde el propio teclado, en cuanto a la iluminación y teclas especiales.
Como un punto en contra, detectamos la necesidad de tener un reposamuñecas, ya que, al tener una altura mayor que otros teclados, nos llegarán a doler las muñecas después de largas partidas, con una postura no del todo correcta.
En cuanto al ratón, éste tiene un buen tamaño, es de tacto suave y ofrece la posibilidad de cambiar la iluminación y DPI con el botón superior. Además, tenemos dos teclas laterales de avance y retroceso, con buena sensación en las pulsaciones y en su manejo preciso en todo momento.

Como punto negativo, no podremos cambiar solo el DPI y quedarnos con el color que queramos, y este valor, está en una serie de posiciones, las cuales son fijas y rotatorias, sin posibilidad de ajustarlo mejor.
También echamos en falta la posibilidad de tener un software de configuración para ambos dispositivos.
Por todo lo demás, vemos que se trata de un conjunto de teclado mecánico y ratón de buena calidad, con la posibilidad de realizar una personalización a nuestro gusto. Por todo ello, le damos el premio de calidad-precio, recomendando la compra para todos aquellos que les guste la idea de tener un teclado mecánico junto con un ratón, sin tener que gastarnos mucho dinero en ello.

 

Pros

  • Teclas mecánicas
  • Iluminación configurable en varios modos
  • Teclas multimedia
  • Funciones especiales
  • Ratón con buen deslizamiento en superficies
  • Ratón ergonómico
  • Ratón con botones laterales y configuración de DPI
  • Precio
Contras

  • Posición de las manos en el teclado algo forzadas, sin reposamuñecas
  • Iluminación se resetea al quitar la alimentación
  • No tienen software de configuración
Agradecimientos

Agradecemos en primer lugar a la marca Krom el habernos dejado probar este teclado y ratón Kaleido. Además de a Isabel Fernández, al ayudar en la elaboración de esta review.

Galería

 

premio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.